Media Maratón de Getafe o Cómo rectificar a tiempo

Ayer era uno de esos días en los que simplemente me tenía que haber dedicado a entrenar. Se supone que la Media era un entrenamiento de cara a Barcelona, pero en los últimos días me estaba debatiendo entre la 1h30′ que proponía Sergio o la tranquilidad de Jorge. Pues bien, al final como siempre, la cabra tira al monte y me decidí por intentar la 1h30′, primer error.

El día se levantó con buenas espectativas meteorológicas, piso mojado pero sin previsión de lluvia. La temperatura también preveía una buena mañana. Como siempre, hay que empezar con el rito, desayuno 3h antes y me paso a recoger al grupito que vamos de Hortaleza para después recoger a Jorge.

Llegamos a Getafe 1h antes de empezar, aparcamos relativamente rápido y vamos a por el chip y el dorsal (cada vez se ponen más pijos con estas cosas). Volvemos al coche para cambiarnos y aquí otra vez vuelven las dudas, tirantes o manga larga? La temperatura era fresca, pero la manga larga parecía excesivo, así que opto por tirantes (al menos un acierto).

Una vez ya cambiados nos dirigimos a la salida trotando para ir calentando poco a poco. Una vez por la salida dejo a mis compañeros para ir a buscar a Sergio. Le encuentro rápido y nos ponemos a calentar buscando a los otros compis pero no llegamos a verlos. Pero aquí cometo el segundo error, mucho calentar y nada estirar, fallo de principiante especialmente si se quiere salir rápido.

Nos ponemos bastante al principio para evitarnos los tapones de inicio y con bastante puntualidad dan la salida. Aquí empiezo a cometer mi tercer error, salgo demasiado rápido. Primer km en 4’09», segundo en 4’02», tercero en 4’07».

Rápidamente me empiezo a dar cuenta de que quizás he elegido mal. En el segundo km las sensaciones no son buenas, no acabo de pillar el ritmo, no se si voy demasiado fuerte y que el no estirar empieza ya a pasar factura. En el Km 3 veo que lo único que consigo es parar a Sergio, él va muy bien mientras que yo voy forzado, así que después de decir a Sergio varias veces que no me esperase en el km 4 decido bajar el ritmo para no seguir forzando y para que así se despegue definitivamente.

Los kilómetros van pasando, el ritmo pasa a ser entre 4’20 y 4’30 pero sigo sin encontrar el ritmo. Por fin por el km 7 parece que empiezo a ir más fino, al menos no tengo esa sensación de ir forzado, así que decido mantener el ritmo.

Con esa idea las kilómetros caen, paso el 10 en 43′ (la 1h30′ parece posible, pero habría que seguir a buen ritmo) hasta que en el km 11 empiezo a tener molestias en la ingles. A estas alturas lo que tenía claro es que lo más importante era acabar lo mejor posible, de nada serviría hacer un buen tiempo y acabar mal físicamente, sobre todo porque el Martes hay que volver al tajo con fuerza y no hay posibilidad de parar y recuperar, son 6 semanas las que quedan para la Maratón y no hay que hacer tonterías ahora. La decisión está clara entonces, volver a bajar el ritmo.

Durante unos cuantos kilómetros el ritmo pasa a 4’40» y después de unos 4km las molestias desaparecen. Aguanto algún kilómetro más e intento aumentar el ritmo. Parece que lo consigo y poco a poco lo voy aumentando. Al final acabo el último kilómetro en 4’08».


Total 1h33’25». Para mi esto es una buena marca, apenas tengo 7 ó 8 mejores de las más de 40 que llevo, pero acabo con un mal sabor de boca y no por no haber conseguido la 1h30′, sino por no haber sabido elegir antes de empezar. Elegí mal y lo estuve pagando toda la carrera para evitar acabar hecho polvo. Al final al menos acabé en buenas condiciones y sin estar apenas cansado, quizás la mejor noticia para Barcelona.

Dentro de 3 semanas toca Fuencarral y está claro lo que toca, entrenamiento, otro año será intentar un buen tiempo.

Clasificación

Video

Esta entrada fue publicada en Carrera, Media Maratón. Guarda el enlace permanente.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *